Un caballo se despide en el funeral de su dueño: eran inseparables 

funeral caballo

Un caballo da el último adiós a su dueño que lo cuidó cuando otros lo torturaron. La historia se vuelve viral.

Un caballo se despide en el funeral de su dueño: eran inseparables

La historia proviene de Janna Grapperhaus, una comadrona de Virginia Occidental, que recuerda cómo su padre trajo un día a casa un «joven y cruel semental» llamado Major.

El caballo seguía siendo muy salvaje. Esto se debe a que sus anteriores dueños no pudieron domesticarlo. Torturaron al pobre animal con duras técnicas, incluyendo palizas y teniéndolo atado a un poste durante cuatro semanas sin comida ni agua.

«Cuando su padre lo trajo a casa, en pocos minutos atravesó cinco vallas y mordió y golpeó a cualquiera que estuviera a distancia», escribió Janna.

Pero el padre de Janna se negó a «maltratar» a Major, sino que se tomó el tiempo necesario para ganarse la confianza del caballo. Era un método del que otros dudaban. Janna dice que su madre pensó que el caballo lo «mataría» y lo apodó «Major Trouble«.

Sin embargo, el padre sentía devoción por el caballo: «Mi padre nunca lo agredió…., al contrario, se ganó su corazón», escribió Janna.

«Todos los días, durante horas, mi padre trabajó para ganarse la confianza de ese caballo maltratado».

Le costó dos años de duro trabajo, pero finalmente lo consiguió: Major confió por fin en su dueño lo suficiente como para dejarle correr en libertad.

Contra todo pronóstico, el caballo salvaje había sido finalmente domado. Pero había algo más: se había desarrollado un verdadero amor entre el hombre y su caballo.

«Cuando papá salía, Major le besaba en la cabeza una y otra vez», escribió Janna.

«Tenían un vínculo que sólo la gente que tiene un caballo podría entender».

El padre de Janna murió

Lamentablemente, el padre de Janna ha fallecido recientemente. Y mientras su familia y amigos se reunían para llorar en su funeral, también lo hacía su querido caballo. «Me pareció adecuado dejar que Major se despidiera», escribió Janna.

Y en un bello momento, Major se acercó al ataúd y se despidió con un «último beso».

La hermosa historia ha circulado desde entonces por las redes sociales, y fue compartida más de 166.000 veces en Facebook.

Es una historia que demuestra el poder del amor y la paciencia, y cómo podemos formar vínculos verdaderamente amorosos con los animales. «Al final, el amor ganó», escribe Janna.

caballo

LEA TAMBIÉN

0 Comentarios
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios
patinadora mordiida por perro

Brooklinn Khoury, la modelo sin labio por la mordedura de un pit-bull: así es su rostro ahora

larue tiktok

Una madre de 1,5 metros y sus bebés gemelos de 6 kilos se hacen virales en TikTok