Un adolescente se pasó 6 años cavando un agujero en el jardín tras una pelea con sus padres: tiene un dormitorio bajo tierra

cavar

Andrés Canto comenzó este extraño proyecto de pasión cuando sólo tenía 14 años como medio para canalizar su ira.

Un adolescente se pasó 6 años cavando un agujero en el jardín tras una pelea con sus padres: tiene un dormitorio bajo tierra

.Al crecer, seguro que has tenido varias discusiones con tus padres. Pero el enfado resultante de esos desacuerdos rara vez duró mucho tiempo. Sin embargo, ese no fue el caso de Andrés Canto.

Cuando tenía 14 años, Canto tuvo una pequeña discusión con sus padres después de que le dijeran que no podía ir al pueblo con su chándal.

Para canalizar sus frustraciones, se quedó en su casa y empezó a atacar el suelo del jardín, utilizando el pico de su abuelo. Lo que no preveía era que seguiría cavando hasta crear su guarida personal.

Lo que comenzó como una forma de gestionar su ira, acabó convirtiéndose en una extraña obsesión para Canto, que ahora tiene 20 años, informa Mirror.

¡Su proyecto de pasión comenzó hace 6 años, y ahora es una estructura subterránea en toda regla que se compone de una sala de estar y un dormitorio! Canto ha tallado cuidadosamente los escalones que conducen a su obra maestra subterránea.

Actor de profesión, este joven de 20 años cuenta que no recuerda realmente qué le impulsó a canalizar su rabia cavando un agujero en la propiedad de su casa familiar de La Romana, España. Pero recuerda que el proceso de arar la tierra le ayudaba a mantener su temperamento bajo control y a relajarse por las tardes después de la escuela.

Trabajaba felizmente en su excavación durante varios días a la semana. Al principio, sólo utilizaba sus manos para hacer el trabajo, pero el proceso se aceleró cuando su amigo Andreu trajo su taladro neumático. Ahora Canto ya no estaba solo, ya que Andreu le ayudaba a excavar el terreno. Los dos pasaban casi 14 horas cada semana excavando casi 3 metros en la tierra. En realidad, no tenía un plan de cómo iba hacer, y el trazado venía a menudo determinado por los obstáculos que se interponían en su proyecto. «A veces me encontraba con una gran piedra y podía ser frustrante, después de horas de excavación, que no hubiera hecho casi nada», comparte Canto.

Desarrolló un sistema para quitar los escombros

Al principio, Canto solía retirar todos los escombros y la tierra con sus manos y un cubo. Sin embargo, después de que Andrés se involucrara en el proyecto, empezó a estudiar diversas técnicas de excavación y, finalmente, desarrolló un sistema de poleas para transportar los escombros a la superficie sin que supusiera demasiado esfuerzo y tiempo.

Una vez alcanzada la profundidad deseada, su primer reto fue asegurarse de que el techo no se derrumbara. Así, reforzó los techos mediante entradas arqueadas y techos abovedados con columnas reforzadas para evitar que se derrumbara. Está claro que los chicos sabían lo que había que hacer para entrar en esos detalles tan críticos pero mejorados.

A continuación, crearon dos habitaciones e instalaron un sistema de calefacción, un sistema de música, así como el Wi-Fi, que se transmite por su teléfono desde la entrada de la cueva.

Además, la casa subterránea es el refugio perfecto para refrescarse y escapar del calor durante los meses de verano. Y lo mejor de todo es que todo este proyecto le costó un total de sólo 43 libras (60,87 dólares). «Es genial, tengo todo lo que necesito. Puede ser agotador trabajar aquí, ya que está húmedo y no corre mucho aire, pero he encontrado mi propia motivación para seguir cavando cada día», compartió.

«Siempre me ha gustado construir pequeñas cabañas. Vivo en el campo y a menudo, cuando encontraba madera abandonada, construía una bonita casa. Era un niño con mucha imaginación», añadió. Aunque Canto planea ampliar su refugio subterráneo, reveló que la cueva se inunda ocasionalmente durante los días de fuertes lluvias. Por ello, suele atraer a arañas, insectos y caracoles.

En cuanto a la opinión de sus padres sobre este extraño proyecto, reveló que no tuvieron ningún problema. Aunque las autoridades locales lo visitaron para asegurarse de que no infringía las normas legales. Pero no pudieron encontrar ningún problema, ya que no entraba en las categorías de estructura de almacenamiento, sótano o ampliación.

LEA TAMBIÉN

0 Comentarios
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios
rihanna y su supuetso embarazo 1

¿Rihanna está embarazada? Las fotos que revelan las sospechas

nino migrante

Un niño migrante de 5 años es abandonado en la frontera entre México y EE.UU